SuperEmprendedora

Lo que debes saber para Emprender sea Off u Online, o ambos

 

He recibido emails con preguntas similares del tipo “¿Y si quiero montar una tienda física? ¿O un negocio exclusivamente digital, o algo online... y montar ambas? Buuf…. Bueno, pues aquí te cuento las opciones que tienes, según mi experiencia, para que tengas claro por donde tirar. El primer paso, es tener claro que quieres emprender. Que te ha picado, como suelo decir, el bicho del emprendimiento. Bsssssss. Muy bien. Ya tienes esa roncha roja agradable y tienes la picazón del que se lanza. ¡Ole tus Ajoi!

El motivo de este post, principalmente, es el de poner en tu conocimiento, como seguidor de MiguelAguado.info, que si te decides a emprender un proyecto o negocio de forma tradicional (ergo tienda física de toda la vida, asesoría o gestoría a pie de calle u oficina, etcetcetc.) no tendrás mayor problema en seguir los pasos, pautas y “consejos”.

Te aseguro que todo lo que te expongo, no son teorías o historias contadas por otros.

No. Las he vivido yo mismo. En persona.

¿Negocio digital, online u off line, qué elegir? Clic para tuitear

Ahora bien, ¿es lo mismo montar una tienda de chucherías -usaré este ejemplo- en el barrio, en la esquina, que montarla específicamente online?
Y de paso, ¿montar un negocio totalmente digital, basado exclusivamente en infoproductos, eboooks, mp3...? 

No es lo mismo. Si bien en principio, tu negocio tiene que cumplir una serie de condiciones que son obligatorias ya sea que emprendas off u online. Como pueden ser, darte de alta, elegir el epígrafe/IAE adecuado, la forma legal de hacerlo (autónomo, SL, SLNE, cooperativa, SA…)

Las diferencias vienen ahora: En el caso de tienda física, necesitarás obviamente un bajo o local comercial, disponer de escaparates, un terminal TPV para aceptar pagos con tarjetas -de esto hay mucha miga en el Curso-, cierto material y stock.

Pongamos que además de chuches tienes algún producto de bollería o galletas, etc. (tienes que tener mercancía a la vista, en este ejemplo, es más complicado escaquearse como explicaba en este otro Post), entre otras cuestiones.

Si tienes la tienda física abierta al público, digamos, en un horario comprendido entre las 09’00 horas y las 14’00h, y luego de 16’30 a 21’00 horas, como ejemplo, de Lunes a Viernes, y Sábados por la mañana hasta mediodía, (y ya son horas) o tienes quien te eche una mano o llegarás a casa hech@ polvo.

Además de esto, estás en un barrio más o menos normal, con una afluencia de gente media. (Este tipo de negocios, suelen funcionar muy bien en un barrio o zona céntrica o con mucha afluencia de paso. No digamos ya en un centro comercial. Eso sí, hay centros y centros…)

Joer Miguel, me lo pintas que...

Y te he puesto este horario de ejemplo, suponiendo que no tengas un colegio cerca, y tampoco te interesen que te compren los escolares.

Ahora, vamos a la versión online de la historia.

Tienes una tienda montada con una plataforma tipo Prestashop, Ocommerce, Woocommerce, etc., con un dominio tipo “LasChuchesdePaquita.com-mira, si no está pillado, ya tienes una idea – y recibes pedidos poco a poco. Aunque aún no tienes suficiente volumen como para vivir de ello.

Al igual que deberías hacer con la versión física –offline– de la tienda, invertir en una campaña de Facebook Ads, y Google Adsense, no estaría mal. Eso sí, previamente, utilizarías todos tus contactos en redes sociales, para darte a conocer. Eso es gratis.

Por supuesto, entrarías en foros y blogs, donde pudieras plasmar opiniones, recomendaciones y publicitar -previo permiso- tu tienda.

Y claro, no estaría de más, utilizar el potencial de Youtube y Vimeo para dar a conocer al mundo tu magnífica tienda creadora de caries. ¡Hmmmm!

Bien, ahora en serio:

¿Con qué versión te quedas?

En mi opinión, para este tipo de negocios (como el del ejemplo) ambas versiones/opciones sería lo deseable.

La razón: Tienes una tienda física donde los clientes que pasan por ella, pueden (o no) entrar y comprar, o al menos, si no compran pueden hacerlo en otra ocasión. Para quienes quieran comprar en tu tienda, pero no pueden o no quieren ir a ella, tienen la opción de hacerlo a través de tu tienda online.

Ambas versiones se complementan. La tienda online se beneficia de la imagen que le aporta una tienda física (saber que hay una tienda offline), y la tienda física, se beneficia del respaldo “mundial” que le otorga la versión digital, así como la repercusión y marketing desde redes sociales, buscadores, etc., que generan visitas hacia ambos canales.

Obviamente, todo esto dependerá del tipo de negocio y en qué quieras enfocarte, además obviamente, de la inversión que estés dispuest@ montar.

Puedes montar la misma tienda de chuches, únicamente en una de las dos versiones. No obstante, en este sentido me voy a posicionar a favor de la online: Sí montas una tienda o negocio online pero no tienes la versión offline o física, es un punto negativo, pero no es el fin. Siempre que tengas una dirección o razón social/fiscal detrás, aunque sea tu casa o una oficina.

En el caso de la tienda física, si que es imprescindible tener presencia, aunque sea mínima (una página de Facebook o una cuenta de Twitter al menos) para no quedar relegad@ a que te conozcan tus vecinos o la gente de tu calle.

Si montas un negocio online o digital, debes sí o sí aparecer en internet... Clic para tuitear

Evidentemente, si vas a por todas, y aprecias hasta el último euro invertido, te aconsejo que realices en cualquiera de los casos, una estrategia de imagen en internet basada en lo siguiente:

1 – Creación de una web (preferiblemente mediante WordPress) con un blog, formulario de contacto, y caja de suscripciones para informar puntualmente a tus clientes.Evidentemente, busca un dominio con el nombre de tu negocio, o algún nombre atractivo que tenga que ver con dicho negocio o sector.

2 – Creación de una página (FanPage) en Facebook donde expongas, con fotos, contenido relevante sobre tu negocio, servicios y productos. Al menos una vez cada uno o dos días.

3 – Creación de una cuenta y página en Twitter, donde, al igual que en Facebook aportes información de tu negocio. Al menos una vez al día.

4 – Genera, igualmente, en las anteriores plataformas, ofertas, eventos o informaciones que impacten. Por ejemplo, en este caso: “Llévate 1 Cup Cake de Dulce de Moras a los 3 chocolates, de regalo para los 100 primeros clientes de hoy”… (sí, lo del número 1 en lugar de poner “uno” es por algo…)

5 – Al menos, para cada acto o evento relevante -como el del punto 4- escribe un Post en tu blog, además de como hemos visto, darle bombo por las redes sociales. Cuando generas contenido, Mr. Google lo detecta, y si es bueno y no copiado de otros, ten por seguro que lo valorará.

6 – Invierte al menos un par de euros al día durante dos o tres días, previos al fin de semana, en publicidad en Facebook.(Facebook Ads es una fuente de atracción de futuros clientes increible. Y realmente económica. Además, está integrada con Instagram, de forma que tu anuncio se verá igualmente publicado en esta plataforma lider en fotos, imagenes, dibujos, etc.)

Con Google Ads, también obtienes buenos resultados pero es más cara. Y gastar más, no te asegura figurar en las primeras posiciones.

Si quieres realizar una campaña desde cero con FB Ads, Google Adsense, te recomiendo que no te pierdas mi Curso Vive y Emprende con Éxito, donde te explico como crear este tipo de publicidad.

7 – Tanto si ofreces servicios o productos, sé honesto, puntual y serio. De nada sirve que tengas un blog genial y tu Facebook repleto de “Me gusta”, si cuando alguien te contacta tardas en responder una semana o sirves un pedido al mes y medio. Piénsalo.

El punto 7, recuérdalo. La atención al cliente es fundamental. Nunca hagas lo que a ti no te gusta que te hagan. Ponte siempre en el lugar de la otra persona. Empatía my friend, empatía.

Hey, espera... ¿te gusta lo que lees?
SUSCRÍBETE:

En este caso, no puedes ofrecer garantía de reembolso (salvo en la opción online, pero siempre que se cumplan unos requisitos). A ver, no es culpa tuya que llegue una magdalena destrozada a casa del cliente, si el mensajero la ha tratado a golpes. A no ser que no la hayas envuelto debidamente, etcetcetc.

Y ahora, si te apatece y tal... ¿comentamos? 😉

2 thoughts on “Lo que debes saber para Emprender sea Off u Online, o ambos”

  1. Buenos dias.yo dudo entre montar una tienda de bisuteria fisica con tienda on line tambien,o solamente on line.ahora mismo vendo bastante entre personas conocidas o que vienen de clientas.tambien de facebook.pero es mas un complemento de mi trabajo q tampoco me da suficiente para vivir por jornadaparcial. ¿que me aconsejas? muchas gracias miguel.

     

    [Responder]

    Miguel Aguado Reply:

    [Reeditado, original: 20/04/2016]

    Hola Laura. Gracias por tu comentario.

    En primer lugar, siempre recomiendo como en tu caso, emprender mientras sigues trabajando por cuenta ajena, siempre que esto sea posible.

    En segundo lugar, creo que ya que estás vendiendo (aunque sea a pequeña escala, es decir, entre conocid@s, amig@s, etc.) por lo que cuentas con una pequeña “base” así que te animaría a que dieras el paso hacia una tienda online profesional. Esto es, utilizando un tema de Prestashop, Woocomerce, WP, etc.

    Es una estupenda forma de validar si te interesa -o no- dar el salto al formato off o físico. En cualquier caso, una tienda online debe tener una oficina (aunque sea un despacho) donde darte de alta, y atender pedidos.

    Esto es lo que puedo contarte a “grosso modo”. Si necesitas más información, no duces en contactar conmigo.

    Saludos.

     

    [Responder]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *